pulstar_banner
JuegosZona arcade

Pulstar, un dificilísimo periplo espacial

Antes de nada, ¡feliz año a todo el mundo! Hemos querido comenzar este 2023 con lo que sería la sección fetiche de este blog: la zona arcade. Lo hacemos con Pulstar, un shoot ‘em up de scroll horizontal para recreativas y sistemas Neo Geo verdaderamente espectacular, y también muy difícil.

Pulstar vio la luz en 1995 en recreativas, en principio, solo en Japón, usando la famosa placa Neo Geo MVS de SNK. Pocos meses después desembarcó en Neo Geo y Neo Geo CD, teniendo un lanzamiento a nivel internacional para este último sistema. Creado por la empresa Aicom, Pulstar guarda muchas similitudes con R-Type, algo muy normal, pues ciertos miembros de Aicom fueron trabajadores de Irem y participaron en la creación del mítico matamarcianos.

pulstar_arc_1

Pocas veces se ha visto una intro así en un juego de Neo Geo

El juego nos traslada al año 2256. Terribles fuerzas alienígenas hacen acto de presencia en nuestro sistema solar, sembrando el caos y el terror durante un par de años. Un grupo de élite, con el nombre en clave de Pulstar, es la última esperanza que le queda a la raza humana. Kaoru Yamazaki es la piloto elegida para librar la misión de su vida, sino también de la nuestra.

Y sin más demora nos lanzamos a esta espectacular batalla espacial. El juego nos permite escoger por cuál de las cuatro fases disponibles inicialmente queremos empezar. Da igual cuál escojamos, ya os vamos avisando que esto no es ningún camino de rosas.

Al comenzar y tras quedarnos embobados del músculo técnico de este titulo, algo de lo que hablaremos más adelante, comprobamos que el control es muy sencillo. Nos movemos con la palanca y disparamos con un botón, dejando otro botón adicional para cambiar la dirección de los disparos o ejecutar un ataque desesperado. Poco a poco iremos viendo las similitudes de Pulstar con R-Type, especialmente en la primera fase, que cuenta con un desarrollo muy parecido.

pulstar_arc_2

El primer jefe de fin de fase, ¿alguien ha dicho R-Type?

Por lo pronto podremos equipar a nuestra nave con un escudo que nos servirá para aguantar el incesante asedio alienígena un poquito más. Al avanzar iremos recogiendo ítems con los que mejoraremos nuestro poder de ataque, además de ir subiendo la velocidad. Esto último es importante porque necesitaremos un nivel de velocidad alto para poder esquivar con éxito los ataques enemigos. Vamos, algo similar a lo visto en Gradius.

Poco a poco mejoraremos nuestro escudo, haciéndolo más poderoso. Fortaleceremos nuestro disparo de plasma principal, aparte de equiparnos con cohetes, rayos láser o ráfagas de energía de color verde entre otras cosillas extra. Por cierto, si dejamos pulsado el botón de disparo cargaremos energía y ejecutaremos un fuerte disparo de plasma de gran poder destructivo. Esto nos vendrá de perlas contra enemigos de tamaño más generoso de lo normal, algo que abunda mucho.

pulstar_arc_3

Lejos del vacío del espacio, los entornos están llenos de detalles

Pulstar consta de un total de ocho dificilísimas fases. No son fases demasiado largas, pero es que el nivel de dificultad es verdaderamente aplastante. La insistencia del enemigo es constante, convirtiendo esta batalla en una ensalada de disparos con ingredientes por todas partes. Y por si fuera poco cada pantalla tiene checkpoints, de modo que si nos quitan una vida volveremos al punto de guardado anterior a nuestra muerte, algo que sin duda dificulta aún más nuestra labor.

Por otro lado se nota bastante la influencia de R-Type de cara al diseño de los enemigos. Pulstar nos ofrece una buena variedad de naves extraterrestres con diseños orgánicos, además de otros bicharracos como gusanos mecánicos muy duros de pelar. Como es de esperar, los jefes finales se llevan la palma al resultar verdaderamente llamativos y enormes, y encima están armados hasta los dientes.

Como decimos, esta recreativa exprime la placa Neo Geo hasta niveles nunca antes vistos. Nada más arrancar Pulstar ya vemos una increíble introducción y vamos viendo que mezcla sprites con gráficos prerrenderizados de una manera magistral. También posee alguno de los efectos gráficos más alucinantes vistos jamás en un sistema Neo Geo como, por ejemplo, las ráfagas de fuego que vemos en la tercera fase. Brutal.

pulstar_arc_4

El efecto especial del fuego es verdaderamente impresionante

Por si fuera poco hay una cantidad abrumadora de enemigos en pantalla al mismo tiempo. Con esto podemos apreciar alguna que otra ralentización cuando hay mucho bicherío en pantalla. Por supuesto no es nada grave que empañe la experiencia. Es algo que está ahí y hay que decirlo.

Tanta acción en pantalla puede hacer que el sonido pase a un segundo plano, pero no. Los efectos sonoros incluyen explosiones, disparos y demás efectos, logrando un cojunto convincente en términos generales. La música consigue crear una atmósfera muy acorde con la ambientación de cada fase, por lo que también queda muy bien.

Este grandioso matamarcianos no solo es terreno acotado a las recreativas y a las Neo Geo, también es disfrutable en sistemas actuales. Podemos encontrarlo en las tiendas digitales de PC, Linux, MAC, dispositivos iOS, PlayStation 4, Xbox One y Nintendo Switch. También estuvo disponible en la consola virtual de Wii, solo en Japón por lo que hemos podido ver.

pulstar_arc_5

Encontraremos muchas bases especiales durante la partida

Aicom también fueron los encargados de llevar a cabo su secuela. Esta recibe el nombre de Blazing Star y salió en 1998, también beneficiándose de la placa Neo Geo MVS de SNK. Por descontado se trata de otro shoot ‘em up alucinante del que hablaremos en otro momento, palabra de Pixelmaniacos.

Los sistemas Neo Geo tienen un buen catálogo de matamarcianos y sin duda Pulstar está en lo más alto de este género. Es una maravilla a nivel técnico que cuenta con una gran jugabilidad y una dificultad altísima. Si te gustó R-Type no puedes dejar pasar la oportunidad de probar esta impresionante joya de los arcades.

2 thoughts on “Pulstar, un dificilísimo periplo espacial

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *