princeofpersia_banner
JuegosLa joya

PRINCE OF PERSIA, LAS MIL Y UNA NOCHES

  • Compañía: Brøderbund
  • Año: 1989
  • Género: Plataformas
  • Plataformas: Amiga, Amstrad CPC, Apple II, Atari ST, FM Towns, Game Boy, Game Boy Color, Game Gear, iPad, iPhone, MAC, Master System, Mega CD, Mega Drive, Nintendo NES, PC, PC-88, SAM Coupe, Sharp X68000, Super Nintendo, Turbo CD

Jordan Mencher es toda una institución en el mundo de los videojuegos. En 1984 creó Karateka, un juego de lucha de scroll lateral bastante simple, pero que contaba con un sistema de animación soberbio y muy realista a base de capturar movimientos de personas reales. La fama le vino con este Prince of Persia, lanzado en 1989 (originalmente para el ordenador Apple II), un auténtico éxito gracias en parte a su innovador sistema de animaciones, ya que Mencher grabó a su hermano haciendo todo tipo de movimientos que posteriormente se adaptaron a los personajes del juego. Pues bien, Prince of Persia es la joya de la que hoy hablaremos en este artículo, en Pixelmaniacos.com.

princeofpersia_ordenadores

Versiones para PC, Amiga y Amstrad CPC, bastante parecidas, especialmente las dos primeras

Nos trasladamos a la antigua Arabia, a un mágico reino en el que el malvado visir Jaffar secuestra a la hija del sultán. Para hacerse con el control del reino, obliga a la princesa a tomar una decisión en una hora: casarse con él o morir. Para evitar este desastre, un jovenzuelo personaje, enamorado hasta las trancas de la princesita de marras, debe superar toda clase de peligros para salvarla pero, como ya hemos dicho, sólo dispone de una hora para realizar semejante proeza. Y eso de la proeza se puede tomar en sentido literal, pues Prince of Persia es difícil hasta decir basta, y encima sólo disponemos de una mísera hora de juego (luego decimos que los juegos de hoy en día son cortos).

Prince of Persia es un juego de plataformas con mayúsculas. Como decíamos al principio, su sistema de animación es el copón, por lo que tenemos una enorme variedad de movimientos a realizar, algo inúsitado a finales de los 80. Nuestro príncipe puede caminar, correr, agacharse y saltar de varias maneras posibles: salto parado (para escalar), salto pequeño (para sortear agujeros) y salto con carrerilla (para saltar más lejos). Además también tendremos movimientos de ataque cuando toque tirar de espada, ya que los combates contra algún guerrero ceporro que nos cierre el paso son bastante tácticos y hay que actuar con cautela. Por cierto, la espada no nos la dan desde el principio y lo primero tenemos que hacer nada más comenzar a jugar es encontrarla.

princeofpersia_8bit

Los Prince of Persia para Nintendo NES y Master System

Los niveles son auténticos laberintos llenos de trampas por todas partes. Hay interruptores que debemos activar para abrir puertas, cuchillas que nos cortarán por la mitad si no tenemos cuidado, grandes caídas sin fin o con un fondo lleno de pinchos que debemos esquivar con cualquier acrobacia, y más, muchos más peligros que el príncipe debe salvar si quiere rescatar a la bella princesa, porque ya hemos indicado que es un juego chungo, ¿verdad?

Si exceptuamos el impresionante trabajo realizado en las animaciones de Prince of Persia, técnicamente se podría decir que es bastante discretito, al menos en las versiones iniciales del juego. Los escenarios son mazmorras hechas de piedra con pocos detalles, aunque cambian de color dependiendo del nivel en el que nos encontremos. Los personajes también son bastante simples, pero, y volvemos a reiterarlo, las animaciones son increíbles. Después está el apartado sonoro, algo sosainas, sin música durante el juego salvo en la presentación (si exceptuamos algunas versiones en CD-ROM). Eso sí, a jugabilidad no le gana nadie, ya que el control del príncipe es bastante preciso y sólo se necesitan el cursor y algún que otro botón o tecla.

princeofpersia_portatiles

Prince of Persia en pequeñito, para Game Boy y Game Boy Color

¿Versiones de Prince of Persia? ¡Para todos los gustos, colores y sistemas! Fue tan popular que salió prácticamente en todos los ordenadores y consolas de la época. Como decíamos al principio, la primera versión apareció en el ordenador Apple II, y un año más tarde apareció en PC, Amiga, Atari ST y Amstrad CPC, y en otros ordenadores japoneses menos conocidos como el FM Towns, el PC-88 y el Sharp X68000. Todas estas versiones son estupendas y mantienen las geniales animaciones combinadas con un apartado técnico bastante minimalista.

Más tarde aparecieron versiones para MAC, con gráficos más detallados y en alta resolución, y ports para casi todas las consolas. Nintendo cuenta con versiones para NES, las portátiles Game Boy y Game Boy Color y una espectacular versión para Super Nintendo llevada a cabo por Konami, que destaca sobre las demás por ser probablemente la versión más espectacular de todas, además de ser más larga (2 horas de duración) y de tener nuevos niveles. En Sega todos los sistemas tuvieron su Prince of Persia, siendo versiones muy buenas, destacando la de Mega Drive y la de Mega CD, que tiene introducción y banda sonora en CD. Otra versión importante es la de Turbo CD (o PC Engine CD, en Japón), similar a la del Mega CD pero con mejores gráficos y mayor velocidad.

princeofpersia_16bit

Más Prince of Persia en 16bit (de izquierda a derecha y de arriba a abajo): Mega Drive, Mega CD, Turbo CD y Super Nintendo (esta última es bestial)

Prince of Persia también ha aparecido para los dispositivos iPhone e iPad, basándose en la versión inicial para MAC y, claro está, con controles táctiles. También existe un remake llamado Prince of Persia Classic (para dispositivos Android, iPhone, iPad, PlayStation 3 y Xbox 360) con un lavado de cara brutal en los gráficos que recuerda al estilo de Prince of Persia: Las Arenas del Tiempo, juego que marcó la resurrección de esta franquicia y del que hablaremos en otra ocasión.

Pedazo de cacho de videojuego que es Prince of Persia, un grandioso juego de plataformas que marcó una época gracias a sus tremendas animaciones, a su divertida jugabilidad y a su extrema dificultad, que consigue desesperar a los jugadores más experimentados. Tiempo más tarde llegaron las secuelas con su esperada segunda parte, que mejoró muchas cosas, una tercera parte en 3D muy decepcionante y la resurreción de la saga con una nueva trilogía y otros juegos posteriores, pero, de momento, eso será otra historia.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Pues eso, que aquí hay cookies de esas y tiene que haberlas, así que toca aceptar nuestra política de cookies si quieres seguir por aquí ya que es necesario para el funcionamiento de este sitio. Gracias. ACEPTAR

Aviso de cookies