tmnturtles_banner
JuegosZona arcade

TEENAGE MUTANT NINJA TURTLES, TORTUGAS CON MALA LECHE

  • Compañía: Konami
  • Año: 1989
  • Género: Beat ‘Em Up
  • Plataformas: Amiga, Amstrad CPC, Arcade, Atari ST, Commodore 64, Nintendo NES, PC, Spectrum, Xbox 360 (descarga Xbox Live Arcade)

Las Tortugas Ninja son esos héroes verdes y simpáticos de nuestra infancia cuyo origen proviene de las páginas de un cómic de 1984. A finales de los 80 y durante los años 90 fueron todo un fenómeno y se hicieron películas, series de televisión y, por supuesto, videojuegos. Hoy, las Tortugas Ninja vuelven a estar de moda gracias a la próxima aparición de un nuevo film y a una popular serie de animación, y por eso en Pixelmaniacos vamos a hablar de Teenage Mutant Ninja Turtles, un popular videojuego de tortas del año 1989 que Konami lanzó en los salones recreativos y en un buen puñado de sistemas domésticos.

tmnturtles_1

Un edificio en llamas y muchos ninjas son sólo el comienzo

Si todavía hay alguien que no conozca a estos simpáticos y populares reptiles, las Tortugas Ninja son unas tortugas mutantes que hablan y reparten tortas como nadie. Poseen nombres de famosos artistas italianos del Renacimiento (Donatello, Leonardo, Raphael y Michelangelo), son unos amantes de la pizza, expertos en técnicas de combate y armas ninja y están entrenados y apadrinados por una rata mutante de tamaño humano llamada Splinter. Luchan normalmente contra un tipo llamado Shredder, jefe de un clan ninja llamado Foot Clan, y cuentan con aliados como la bella reportera April O’Neil, que en este juego es secuestrada por Shredder y nuestros amigos deben liberarla.

tmnturtles_2

En las calles Shredder nos amenaza desde la televisión

Este Teenage Mutant Ninja Turtles es una pasada de “yo contra el barrio” en el que pueden jugar hasta cuatro jugadores (dependiendo del mueble arcade, por supuesto, ya que hay una versión para dos). Así pues lo que debemos hacer es seleccionar a nuestra tortuga favorita y abrirnos paso a mamporros, luchando contra los ninjas del Foot Clan y batiéndonos contra el típico jefe final, que suele ser un mostrenco al servicio del malvado Shredder. Cada tortuga cuenta con su arma especial: Leonardo tiene dos katanas, Raphael cuenta con un par de sai (una especie de daga de las artes marciales japonesas), Donatello reparte tortas con una vara (un bastón llamado bo para ser exactos) y Michelangelo tiene unos nunchakus.

tmnturtles_3

Las alcantarillas también son un buen escenario para luchar

Pues lo dicho, en este juego debemos abrirnos paso a mamporros por todo un mapeado repleto de enemigos que, generalmente, suelen ser ninjas de diferentes colores y diferentes habilidades, aunque también encontraremos algunos robots bastante plastas. Los enemigos de fin de fase son más llamativos y duros, y también bastante populares dentro del mundillo “tortuguero”, como los ceporros Bebop y Rocksteady o el asquerosete engendro Krang. Debemos luchar contra todos ellos para llegar al Tecnódromo, donde tienen secuestrada a la encantadora April y nos esperan Krang y Shredder para medirnos el lomo.

tmnturtles_4

Avalancha de ninjas morados, y en coche

El apartado técnico es realmente bueno. Los gráficos son muy coloridos, en la línea de los juegos de Konami de esta época. Personajes bien animados y llenos de expresión y escenarios geniales ambientados en la serie de dibujos. Todo ello con mucha fluidez y siempre acompañados de algún guiño gracioso que representa el característico humor de las Tortugas Ninja. El sonido es brutal, con la sintonía original (¡cantada y todo!) de la serie de dibujos y un repertorio de efectos de lo más contundente.

Como viene siendo habitual en estos juegos, la joya de la corona reside en su jugabilidad. Teenage Mutant Ninja Turtles resulta divertidísimo y muy adictivo, sobre todo si se juega con otros tres amigos. Además hay algunos elementos que alteran el desarrollo, como unas alcantarillas abiertas por las que nos podemos caer, una boca de incendios que podemos romper para lanzar un chorro de agua a nuestros rivales, y las típicas cajas de pizza que nos devolverán parte de la salud perdida, además de otros elementos con los que debemos tener mucho cuidado, pues Teenage Mutant Ninja Turtles no es precisamente fácil.

tmnturtles_versiones

Algunas versiones domésticas (de izquierda a derecha y de arriba a abajo): Amiga, Nintendo NES y PC

Era de esperar que un juego así tuviese bastante éxito, así que lanzaron al mercado versiones para la mayoría de los ordenadores del momento. Las de PC, Amiga y Atari ST son conversiones coloridas, pero como viene siendo habitual resultan bastante pobres en cuanto a jugabilidad, y no digamos las de Spectrum, CPC y Commodore 64, versiones de las que casi es mejor ni hablar, aunque la verdad es que lo intentan. La mejor de todas es la de Nintendo NES, que fue conocida aquí como Teenage Mutant Hero Turtles II: The Arcade Game, ya que los programadores hicieron un trabajo genial manteniendo la esencia del arcade y dejando una cuidada jugabilidad. Y no hay que olvidarse de la de Xbox 360, un clon del arcade para el servicio de descargas de Xbox Live.

Teenage Mutant Ninja Turtles resulta ser un gran juego. Un “yo contra el barrio” lleno de humor y todo el carisma que unos personajes como las Tortugas Ninja pueden ofrecer. Recuerdo que unos amigos y yo nos dejamos muchas monedas para terminarnos el juego, pero la verdad es que todo ese tiempo jugando a esta joya mereció mucho la pena. ¡Cowabunga!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *