archrivals_banner
JuegosZona arcade

ARCH RIVALS, EL BALONCESTO MÁS DURO

  • Compañía: Midway
  • Año: 1989
  • Género: Deportes (Baloncesto)
  • Plataformas: Arcade, Game Gear, Mega Drive, Nintendo NES

Hoy toca hacer deporte del bueno, concrétamente baloncesto, aunque la verdad es que no es un baloncesto cualquiera porque se trata del deporte más duro de la cancha. Efectivamente, vamos a hablar de Arch Rivals, un conocido arcade de los americanos Midway que apareció a finales de los 90 en nuestros salones recreativos favoritos y que sirvió para dar vida unos años más tarde a otro mítico de las recreativas: NBA Jam.

archrivals_1

Mohawk intenta zurrar a un rival

Arch Rivals es un arcade de baloncesto dos contra dos con algunas diferencias respecto al deporte original. Para empezar aquí no hay reglas de ningún tipo, solo tenemos que ver al cegato del árbitro para darnos cuentas de que no se empana de nada. Nada de faltas, nada de que la pelota ha salido o no fuera, nada de “pasos” y mandangas por el estilo. Aquí sólo tenemos que preocuparnos de encestar y punto, y para ello podemos sacudir al rival a puñetazo limpio, empujar, rodar por el suelo e incluso bajarles los pantalones. No hay más que ver la pinta de pocos amigos que tienen algunos de los jugadores que participan en este título.

Además, por si fuera poco todo este despligue, a medida que vamos avanzando en los partidos, encontraremos objetos en la cancha que nos pueden hacer patinar, como palomitas de maíz y latas de refrescos que, suponemos, nos tiran desde el público. También aparece de vez en cuando un perro con malas pulgas que nos dará algún que otro quebradero de cabeza desde la grada. Una grada que, por cierto, está compuesta por un público de lo más divertido (sólo hay que ver los diseños).

archrivals_2

¡A encestar!

El desarrollo del juego es bien simple. Únicamente vamos a disputar un partido compuesto por cuatro cuartos, así de fácil, cuyo objetivo es ganar a toda costa y poco más. Aquí no hay torneos, pero sí hay una opción para dos jugadores que resulta, como siempre, lo más divertido en este tipo de arcades.

Por otra parte, en Arch Rivals podremos escoger a una de las seis formaciones disponibles en el juego, siendo estas localizadas en las ciudades de Los Ángeles, Chicago, Nueva York y Denver, además de otras dos ficiticias creadas para la ocasión: Natural High y Brawl State. Elijamos el equipo que elijamos, hay que escoger a dos fornidos deportistas de un total de ocho: Blade, Hammer, Lewis, Mohawk, Moose, Reggie, Tyrone y Vinnie. Cada uno de ellos cuenta con una característica especial, como por ejemplo que Hammer es bueno en rebotes o que Tyrone es bueno defendiendo.

archrivals_3

El amigo Blade se atreve con un triple

Por supuesto no tenemos que olvidar que se trata de un juego de baloncesto, así que aquí lo que hay que hacer es encestar y encestar para ganar el partido. Habrá tiros normales, triples y mates espeluznantes que partirán el marco de la canasta en alguna que otra ocasión y, siempre que anotemos, saldrá una divertida animación con una “cheerleader” saltarina, un entrenador rival enfadado o nuestro amigo el árbitro cegato entre otras cosas. Por cierto, en los descansos habrá un noticiaro curioso que nos dará consejos y nos enseñará cosicas que podremos hacer en el juego. Y es que la ambientación de Arch Rivals es todo un acierto y es un arcade plagado de detalles.

Este divertido juego cuenta con un apartado técnico genial. Gráficos con una resolución generosa con el que se consigue que los personajes tengan una gran expresividad y resulten muy llamativos y simpáticos. Gran jugabilidad a base de tres botones, uno para lanzar la pelota y los otros dos para pasar a nuestro compañero y hacer perrerías al personal. El sonido se compone por un buen puñado de voces digitalizadas en plan gruñidos, gritos y alguna que otra palabra suelta, además de los típicos efectos de sonido que toda buena cancha de baloncesto tiene que tener. También hay una musiquilla de fondo que pasa bastante desapercibida pero ayuda a llevar bien la acción.

archrivals_consolas

La versión para Mega Drive (izquierda) y la de Nintendo NES (derecha)

Arch Rivals tuvo varias versiones caseras para consolas. Está, por un lado, la versión para Nintendo NES, lanzada en 1990 y distribuida por Acclaim, y por otro las versiones para Mega Drive y Game Gear, lanzadas en 1992 y distribuidas por Flying Edge, una división de Acclaim. Las tres versiones son estupendas y se juegan bastante bien, destacando el port para Mega Drive que, al ser una consola de 16bit, es la que más se parece a la recreativa, siendo bastante rápida y jugable, aunque el apartado técnico deja un poco que desear.

archrivals_gamegear

Una lograda conversión para Game Gear basada en la de Mega Drive

En definitiva, estamos ante un juego de baloncesto bastante atípico que resulta muy divertido (especialmente si lo compartimos con algún colega). Arch Rivals es un “tragamonedas” genial, lleno de tortas, rebotes, triples, mates y simpatía a cascoporro que se juega de vicio y que seguro que muchos de vosotros recordaréis. Baloncesto y acción casi a partes iguales.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de usuario. Si continúas navegando estás dando tu consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pincha en el enlace para más información. ACEPTAR

Aviso de cookies